Reflexionan sobre procesos migratorios, transfronterizos y ambientales en seminario binacional México–Belice

Personal académico de la Unidad Chetumal de El Colegio de la Frontera Sur (Ecosur) participó en el Bi-National Seminar Enhancing Connectivity: A Review of Contemporary Issues for Mexico-Belize trans-border relations (Seminario Binacional para mejorar la conectividad: Una revisión de los problemas contemporáneos de las relaciones transfronterizas México-Belice), un encuentro que congregó a especialistas de ciencias sociales y de manejo y gestión de recursos naturales de Quintana Roo y Belice, el 14 y 15 de marzo en la Ciudad de Belice, en la región centrocaribeña.

El seminario promovido por el embajador de México en Belice, Carlos Quesnel, se realizó con las universidades de Belice y Quintana Roo, y Ecosur, instituciones encabezadas por sus respectivos titulares Alan Slusher, Ángel Rivero y Héctor Hernández, director en la Unidad Chetumal de Ecosur.

El propósito de este evento fue reflexionar sobre procesos migratorios, transfronterizos y ambientales entre México y Belice, basados en la conectividad y la movilidad como conceptos clave para explicar la interacción social, económica y cultural entre los dos países, sus territorios y sociedades. El gran eje fue la conectividad, concepto que impone nuevas formas de observar e investigar las dinámicas de flujos en el universo y sobre el cual los procesos transfronterizos resultan ser verdaderos laboratorios de exploración de infinidad de articulaciones complejas tanto de poblaciones humanas como de aquellas relacionadas con el medioambiente en esta amplia región del centrocaribe.

Martha García, investigadora del Departamento Sociedad y Cultura de Ecosur, presentó la conferencia “Belize and Mexico´s southern border: The vitality of their migratory connections” (Frontera sur de Belice y México: La vitalidad de sus conexiones migratorias), en la que destacó la necesidad de proponer nuevos enfoques para observar y estudiar las relaciones transfronterizas y las migraciones en una visión geopolítica que permita entender las relaciones culturales, económicas y políticas entre Sur-Sur. Dentro de esta perspectiva presentó los resultados de su investigación sobre el mercado laboral agroindustrial en el que participa mano de obra beliceña en Quintana Roo y que se caracteriza por la precariedad laboral. Puso énfasis en los problemas sociales que conlleva el hecho de que los trabajadores agrícolas que llegan a la zafra al sur de esta entidad carezcan de los permisos migratorios para laborar, lo que los coloca en una total indefensión.

Laura Carrillo, investigadora del Departamento de Sistemática y Ecología Acuática de Ecosur, presentó la conferencia “Conectividad de ecosistemas en el Caribe”, en ella planteó que el concepto de conectividad en los estudios sobre la circulación y procesos de intercambio entre la costa y los océanos permite observar la integración de las diferentes regiones hidrológicas, estuarinas y marinas. De tal manera que la conectividad física entre México y Belice debe ser evaluada desde un punto de vista transfronterizo desde la parte alta del río Hondo, pasando por la bahía, humedales y lagunas adyacentes, hasta su conexión con el mar Caribe.

Por su parte, Héctor Hernández, director de la Unidad Chetumal, expuso el tema “Tecnología satelital en la investigación de la región Centrocaribeña”; en el que dio a conocer los objetivos del programa científico y aplicaciones tecnológicas de la Estación de Recepción de Información Satelital (ERIS-Chetumal), destacando el potencial de transferencia de tecnología mediante la participación de especialistas mexicanos e internacionales.  El director de la Unidad Chetumal, aclaró que tal iniciativa se emprende con la Agencia Espacial Mexicana (AEM) y un consorcio interinstitucional, e hizo hincapié en la promoción y desarrollo de temas clave para el fortalecimiento de las capacidades de tecnología espacial mexicana y los beneficios regionales en el marco del modelo del corredor Transversal Costero del Sur de Quintana Roo, como área modelo para mostrar la utilidad de las herramientas de percepción remota en el avance de la investigación científica, manejo de recursos naturales y la conservación de ecosistemas.

En el programa, Juan Jacobo Schmitter-Soto, también investigador del Departamento de Sistemática y Ecología Acuática, expuso la problemática pesquera “Fish as both resources and a pest at the Belize-Mexico border” (Peces, tanto recursos como plaga en la frontera entre Belice y México); resaltó los impactos ambientales y económicos de lo que llamó “invasores ecológicos” para referirse a la presencia y distribución de los peces león y diablo en la región del Caribe y sus desplazamientos por la zona transfronteriza. Comentó las posibilidades de atender la investigación sobre los impactos de ambas especies, pero además estudiar las oportunidades de su uso comercial como ocurre con manufacturas para el turismo.

El embajador Quesnel subrayó la relevancia de este encuentro y ofreció los espacios diplomáticos para el acercamiento institucional. Al respecto y en relación con algunos tópicos planteados por los investigadores de Ecosur, se comprometió a atender la problemática reportada sobre las condiciones de vulnerabilidad de los trabajadores agrícolas beliceños que laboran en el sur de Quintana Roo debido a la falta de difusión de la Forma Migratoria de Trabajador Fronterizo, Martha García enviará las recomendaciones de política pública en la materia. Asimismo, el diplomático mexicano ofreció el espacio de la Casa de la Cultura México en la Ciudad de Belice, para la exposición fotográfica sobre Los Jornaleros del azúcar, ya expuesta en varios lugares en la frontera sur.

Banner Bi-National Seminar-01